Рубрики
Ejercicio y nutrición

Hidratación en el deporte

El agua representa aproximadamente el 70% del peso corporal y es un nutriente de importancia fundamental para la supervivencia. Además, la hidratación en los deportes es esencial para su rendimiento.

El agua representa aproximadamente el 70% del peso corporal y es un nutriente de importancia fundamental para la supervivencia. Además, la hidratación en los deportes es esencial para su rendimiento.

Durante el ejercicio físico, la producción de calor aumenta, elevando la temperatura corporal, en ese momento hay una pérdida de líquidos por parte del cuerpo, principalmente debido al sudor, que es el mecanismo de defensa que el cuerpo tiene para evitar que esta temperatura suba demasiado.

Sin embargo, para que el mecanismo no tenga consecuencias negativas, es necesario reemplazar las pérdidas inducidas por este proceso. Dichas consecuencias afectan principalmente la funcionalidad de los mecanismos responsables de la termorregulación y el sistema cardiovascular. Esto hace que el consumo de agua sea aún más importante para prevenir la deshidratación.

La deshidratación disminuye el rendimiento de una persona durante el ejercicio. Los estudios muestran que los atletas deshidratados tienen un aumento en la frecuencia cardíaca y una disminución en la presión arterial, lo que provoca estrés fisiológico y, por lo tanto, disminuye su rendimiento físico.

Durante el ejercicio, junto con el agua, algunos electrolitos fundamentales también se pierden principalmente por la contracción muscular, como el sodio y el potasio. En ejercicios intensos y de larga duración (más de una hora), además del agua, estos electrolitos también deben reemplazarse.

Para esto, se deben tomar bebidas deportivas durante el ejercicio físico, pero en cantidades adecuadas, siempre con la guía de un médico o nutricionista.

Debe consumir agua durante todo el día, porque de muchas maneras el cuerpo la pierde, incluso cuando no hace ejercicio. Periódicamente, los líquidos se pierden a través de la orina, las heces, la piel y la respiración. Pero cuando realiza actividad física, este consumo debe incrementarse. ¿Y cómo saber la cantidad de agua perdida, que debe ser reemplazada durante el ejercicio?

El practicante de ejercicio físico, tiene un mejor rendimiento si comienza la actividad bien hidratado, es decir, medio litro de agua 2 horas antes del ejercicio que no se realiza de inmediato. Para saber la cantidad perdida durante el ejercicio, la persona debe pesarse antes del ejercicio y después, sin consumir agua en el período de práctica de ese día, por cada 1 kg de peso perdido equivale a aproximadamente 1 litro de agua.

Ahí tienes una idea de la cantidad de agua que la persona pierde en esta actividad, facilitando el reemplazo adecuado en las próximas sesiones de entrenamiento, sabiendo que la hiperhidratación durante la actividad puede causar molestias abdominales.

Aun así, el consumo de agua después del ejercicio también es importante porque uno debe consumir más agua que la perdida durante la actividad física porque en la recuperación el profesional continúa perdiendo líquidos a través de la orina. ¿Estaba claro la importancia de la hidratación en el deporte?

Rafael Leitão
Aviso de zona objetivo

Добавить комментарий

Ваш адрес email не будет опубликован. Обязательные поля помечены *